Vender tu vivienda en 2017

Año nuevo vida nueva, o por lo menos eso es lo que dicen, ¿no? Y además parece que el mercado inmobiliario se recupera y que el precio de las casas vuelve a subir. Quizá sea el momento de vender tu vivienda y mudarte a otra nueva. ¿Qué opinas? ¿De verdad consideras que la vivienda vuelve a su ciclo alcista de antaño?

En Mudanzas OCM no emitiremos una opinión, y todavía menos una predicción, sobre lo que pasará con los precios inmobiliarios en el futuro. Pero sí diremos que nunca es mal momento para comprar, siempre y cuando lo hagamos por una cuestión de necesidad. ¿Necesitas una casa más grande y más cómoda? ¿Quieres una vivienda más pequeña y práctica? Quizá haya llegado la hora de mudarte.

vender tu vivienda

Consejos para vender tu vivienda en 2017

Te presentamos por ello algunos consejos para ayudarte a vender tu vivienda, en el sentido de hacerla más presentable para las personas que vengan a verla. Porque una imagen vale más que mil palabras, ¿verdad?

1.- Despeja la casa. Guarda los adornos innecesarios. Llévate al trastero las cosas que estorban o que molestan, y no te limites sólo al salón. Procura ordenar todas las habitaciones para que se respire una mayor amplitud en cada una de las estancias.

2.- Limpia. Aunque vayas a vender tu vivienda, tendrás que limpiarla en profundidad para hacerla más atractiva a los potenciales compradores. Alfombras, cortinas, sofás, baños, nevera, horno o armarios. Nunca sabes en qué se van a fijar por lo que, cuanto más reluciente esté todo, mejor.

3.- Cuida la iluminación. Sustituye las bombillas que estén fundidas y compra algunas lámparas para iluminar las partes más oscuras de la casa. Ten en cuenta que muchas de las visitas se realizan al terminar la jornada laboral, en las horas más bajas del día.

4.- Escenifica. Una vez hayas limpiado, ordenado e iluminado tu casa, llega el momento de escenificar ‘un hogar’. Tienes que dar los toques finales para que visitar tu casa sea una experiencia agradable y placentera para los interesados. Cambia las toallas de los baños y organiza bien los cojines del sofá. Guarda los juguetes de los niños y compra unas flores frescas. ¡Y que la casa huela bien!

Y ya sabes que, si estás pensando en vender tu vivienda, tienes que empezar a pensar también en localizar una compañía de mudanzas profesional, seria y económica. Bienvenidos a Mudanzas OCM.

Comprar casa; ¿ahora o nunca?

Hace ya unos meses escribíamos un post sobre la compra de vivienda y analizábamos la idoneidad del momento para comprar casa. Hoy queremos retomar esta cuestión dado que cada vez son más las voces las que indican que el mercado inmobiliario se está recuperando; ¿realidad o ficción? Veámoslo.

 

comprar casa

 

Consejos para comprar casa

  • Lo primero de todo, nunca debemos dejarnos guiar por los grandes titulares de los periódicos. Es fácil dejarse llevar por la euforia y comprar casa porque creamos que los precios están de nuevo en el camino alcista, pero esto no tiene por qué ser necesariamente así.
  • En segundo lugar, debemos tener en cuenta que comprar casa ya no es una forma fácil de ganar dinero como lo era antes. Aunque los precios subieran, no es previsible que volvieran a hacerlo como antaño. Las subidas serán más graduales, lentas y coherentes.
  • En lugar de contemplar la generalidad del mercado y comprar casa con la expectativa de una subida generalizada de precios, debemos analizar cada mercado o zona en particular. Aunque los precios parece que están subiendo en grandes capitales como Madrid o Barcelona, éste no es necesariamente el caso en ciudades más pequeñas donde los precios siguen bajando.
  • Recuerda que antes de comprar casa debes hablar con tu banco para sondear el nivel de financiación y las condiciones que podrían ofrecerte. Es mejor saber de antemano de qué presupuesto vas a disponer cuando te lances a la búsqueda.
  • En el propio banco es probable que sepan de inmuebles en poder de la entidad financiera y que puedan ofrecerte en condiciones especialmente ventajosas. No dejes de preguntar por ello, por ejemplo, al director o directora de tu sucursal.
  • Emplea internet como fuente principal de información. Aunque en última instancia tendrás que salir a la calle para “pisar” potenciales viviendas, es importante que antes te informes bien de los niveles de precio en los diferentes portales inmobiliarios existentes. Comprar casa es ahora un ejercicio muy transparente en el que fácilmente encontrarás alternativas interesantes.
  • En último lugar, recuerda que todo es negociable en esta vida. Nunca te conformes con el primer precio que pidan los propietarios y haz todo lo que puedas para rebajar los precios.

De momento, es todo. La semana que viene daremos seguimiento a este post con algunos consejos adicionales relativos a comprar casa.

Hasta entonces, ¡mucha suerte!

Vender tu casa en 2016

Parece mentira, pero damos carpetazo a otro año y llega el momento de hacer propósitos para el año venidero. Quizá haya llegado el momento en tu vida para definitivamente pensar en vender tu casa y empezar a buscar nuevo alojamiento. Quizá se deba a que tu familia haya crecido y que el espacio ya no sobre. Quizá se deba a que te encuentras lejos de tu trabajo y quisieras no invertir tanto tiempo en el transporte diario. O quizá simplemente te quieras mudar a una casa mejor, ahora que te lo puedes permitir.

Sea cual sea el motivo, hoy queremos darte algunos consejos para vender tu casa en 2016 y que todo vaya como la seda.

vender tu casa en 2016

Vender tu casa en 2016 sin sufrir un ataque de nervios

1.- No descartes el alquiler provisional. Si quieres comprar una casa y de ello depende que puedas vender la que ocupas actualmente, vaya por delante que va a ser muy difícil que los tiempos de una y otra transacción se sincronicen como si se tratara de un reloj suizo. Un escenario probable es que encuentres la casa de tus sueños pero que todavía no hayas podido vender la tuya, obligándote a bajar el precio para acelerar su venta. Si intentas hacer malabares de esta manera, lo único que vas a conseguir es perder poder de negociación.

Una buena alternativa, siempre y cuando no tengas una necesidad urgente de mudarte, es vender tu casa e intentar negociar un plazo de entrega del inmueble de dos o tres meses (por ejemplo). Esto te permitiría iniciar la búsqueda de una casa para mudarte a ella sin tanta presión. Ahora bien, en el caso de que esto no fuera posible, no descartes el alquiler como segunda opción. Vendida tu casa y con dinero en el banco, puede ser una decisión inteligente contratar un arrendamiento de corto plazo para, sin prisa, iniciar la búsqueda de tu nuevo hogar.

2.- En cuanto hayas decidido que quieres vender tu casa, empieza a ordenar y a tirar lo que no necesites. Ten en cuenta que, si va a empezar a venir gente interesada en la compra, cuantos menos trastos haya desde un principio, mucho mejor. Esto lo tendrías que hacer de cualquiera de las maneras por lo que será tiempo bien invertido. Te pondrá las cosas mucho más fáciles el día de la mudanza porque ya habrás adelantado mucho trabajo.

No olvides el reciclaje o la donación de las cosas de las que te vayas a deshacer. Sé responsable con los residuos y desechos y piensa que hay muchas opciones alternativas a la de simplemente tirar un mueble o trasto viejo a la basura.

3.- Tan pronto hayas tomado la decisión de vender tu casa y buscar una nueva, empieza a hablar con las diferentes entidades bancarias para pedir financiación. No lo dejes para el último momento porque, de nuevo, perderás con ello mucho poder de negociación. Cuanta menos presión temporal tengas en este sentido, más fácil lo tendrás para comparar las ofertas de los diferentes bancos e incluso para negociar las condiciones que te hayan ofrecido.

4.- Sé realista con el precio a la hora de vender tu casa. Investiga todo lo que puedas los precios de la zona y consulta con más de un agente inmobiliario. No te recomendamos que le otorgues la exclusiva de venta a ninguna agencia sino que pidas consejo a varias. Cuando el profesional inmobiliario vaya a tu casa para conocerla, te dará también una valoración de la misma. Sopesa las diferentes valoraciones que hagan los expertos y en base a ellas, fija un precio de venta asumible y realista.

5.- Recopila en una carpeta toda la información relevante que consideres sobre la vivienda, para facilitársela a las inmobiliarias, pero también a los potenciales compradores. Esta carpeta puede contener las escrituras, facturas de suministros, estatutos de la comunidad de propietarios, planos, recibos de IBI, etc. También es interesante que recopiles en un “pen-drive” fotografías de la vivienda o que las tengas a mano para enviar por correo electrónico cuando sea necesario. El propósito de todo ello es facilitar y agilizar las gestiones de todas las partes interesadas en una posible transacción de compraventa.

6.- Empieza también cuanto antes a pedir presupuestos a varias empresas de mudanzas. Los traslados de vivienda comportan la realización de un esfuerzo financiero significativo por lo que es importante también saber cuánto va a suponer esta partida de coste.

Por supuesto, no olvides llamar a Mudanzas OCM para que hagamos una valoración sin compromiso de tu mudanza; siempre estamos encantados de atenderte.

Y hasta aquí nuestros consejos de 2015. Dentro de una semana regresaremos, con el nuevo año y con nuevos consejos y artículos sobre mudanzas. Ahora, a disfrutar; ¡¡Feliz Año!!

Ventajas de la vivienda en alquiler

Siempre ha existido un gran debate sobre las ventajas de comprar una vivienda en comparación con el alquiler. Los hay que dicen que alquilar es tirar el dinero. Los hay que afirman que las hipotecas son muy esclavas y que el alquiler es muy flexible. También los hay que defienden que con una hipoteca la casa no es realmente tuya, sino que pertenece al banco hasta que pagas la última cuota de préstamo, dentro de muchos, muchos años.

 

vivienda en alquiler mudanzas ocm

 

En España hubo una época en que comprar tenía mucho sentido, por el mero hecho de que era posible ganar dinero con ello y de que era muy fácil vender una vez tu vivienda se había revalorizado. Eran los años del boom inmobiliario y la relevancia del alquiler era entonces mínima.

Ahora bien, aunque parezca que el mercado se recupera, nadie vaticina que se vaya a producir una escalada de precios como antaño y la vivienda en alquiler se plantea de nuevo como una opción muy plausible frente a la compra.

La vivienda en alquiler; ¿por qué comprar si puedo alquilar?

A continuación te queremos plantear algunas de las ventajas de la vivienda en alquiler frente a la compra, para que seas tú quien tome la decisión; una decisión informada.

  1. Para contratar una hipoteca necesitarás aportar una entrada bastante cuantiosa; para la vivienda en alquiler, solamente deberás pagar un mes de fianza por adelantado y el primer mes de alquiler. Cierto es que dependiendo del propietario se te podrán exigir garantías adicionales tales como avales bancarios o depósitos adicionales, pero hay mucha oferta de vivienda en alquiler y no todos los propietarios son iguales. Por el contrario, los bancos sí son muy parecidos entre sí y si te exigen una entrada en un banco, es muy probable que te exijan una entrada similar en el siguiente banco que preguntes.
  2. Si te vas a mudar a una ciudad (o país) nueva, ¿cómo pretendes tomar una decisión tan importante como la de comprar una vivienda, sin conocer bien el mercado, las zonas, los precios, etc.? La vivienda en alquiler te permite aterrizar en tu nuevo destino sin asumir grandes riesgos, con la flexibilidad de poder mudarte fácilmente en el corto plazo si la zona a la que te has trasladado no te convence.
  3. En la vivienda alquiler, prácticamente te puedes desentender del mantenimiento y conservación porque en la mayoría de las ocasiones, estos menesteres serán obligación del propietario. Si te disgusta el bricolaje o simplemente no se te da bien, la vivienda en alquiler te permite no tener que invertir tiempo y dinero en mantener el inmueble.
  4. El compromiso de un alquiler es simplemente menor. Por supuesto que se trata de un asunto económico pero también es temporal; ¿durante cuánto tiempo te puedes o quieres comprometer al pago de un alquiler? ¿Desconoces si vas a tener que mudarte en el corto plazo? ¿Tu trabajo implica la posibilidad de un cambio de destino? Este tipo de incertidumbre hace que la vivienda en alquiler sea una alternativa mucho más coherente que la compra.
  5. En la mayoría de las ocasiones, por el mismo dinero que pagas por la letra de una hipoteca, consigues una vivienda en alquiler más grande o mejor situada que si optas por comprarla. Esto es así puesto que existen gastos (comisiones, intereses, notario, registro, impuestos, etc.) en las transacciones hipotecarias que lógicamente no se producen en los arrendamientos.

Éstas son las principales ventajas del alquiler frente a la compra pero llegado el momento de buscar la vivienda, ¿es cierto que existe menos oferta para alquilar que para comprar? La realidad es que sí; España ha sido siempre un país de propietarios y, al contrario que en el norte de Europa, en nuestro país existe mucha más oferta en venta. Ahora bien, dicho esto, existen diversos portales inmobiliarios que nos facilitan la labor de encontrar vivienda en alquiler. Aquí te ofrecemos una muestra; en tu mano queda encontrar el hogar soñado.

Y recuerda; llegado el momento de mudarte, Mudanzas OCM está a tu entera disposición; ¡hasta la próxima!

Los beneficios de mudarse a una casa más pequeña

mudarse a una casa más pequeña

Parece que cuando uno progresa en la vida, las circunstancias le obligan a mudarse a casas cada vez mayores, bien sea para guardar y proteger todas las posesiones materiales que vamos adquiriendo, bien sea para dar cabida a una familia que inevitablemente ha crecido. No olvidemos tampoco que la tenencia de ciertos animales de compañía implica también una asignación de espacio para el uso y disfrute de éstos.

Es por ello que poseer una “gran casa” es muchas veces sinónimo de éxito o riqueza y ciertamente esta correlación se dará en muchas ocasiones pero no tiene por qué ser el caso siempre.

Existen muchas personas y familias que optan por mudarse a una casa más pequeña y esto no siempre quiere decir que se estén “apretando el cinturón”, aunque lo cierto es que una vivienda más pequeña siempre llevará aparejado un menor coste en términos relativos.

Hoy queremos exponer algunos de los beneficios de mudarse a una casa más pequeña para que lo valoren y lo tengan por lo menos en cuenta el día que se estén planteando un cambio de vivienda.

Beneficios de mudarse a una casa más pequeña

1.- Mudarse a una casa más pequeña = más tiempo libre. Cuanto menos tiempo dediquen a limpiar, más tiempo libre tendrán para dedicar a otros asuntos. Evidentemente, una casa más pequeña requerirá menos tiempo para limpiarla. No creemos que esto necesite mucha más explicación.

2.- Mudarse a una casa más pequeña = menos trastos. Cuanto más pequeña sea la casa, menos trastos acumulará. Con el espacio sucede lo mismo que sucede con el dinero en ocasiones; “tanto tienes, tanto gastas”. Si su casa es grande y dispone de mucho espacio, será más difícil desprendernos de los muebles y enseres viejos dado que los podremos almacenar “sin coste”. En una casa pequeña tendremos sólo lo imprescindible y no habrá lugar para los trastos viejos.

3.- Mudarse a una casa más pequeña = facturas menos abultadas. En una casa de menor tamaño las facturas de suministros como la electricidad o el gas serán también menores, como no puede ser de otra manera. Otra ventaja es que una casa pequeña necesitará una menor inversión en aislamiento térmico y esto redundará también en beneficio de un menor coste general.

4.- Mudarse a una casa más pequeña = menor mantenimiento. Si les gusta hacer el mantenimiento ustedes mismos, una casa pequeña hará los trabajos más asumibles y es en general más agradecida. Los pequeños cambios que hagamos serán además más visibles.

5.- Mudarse a una casa más pequeña = reducción de tiempos de desplazamiento. Si se plantean vivir en una casa más pequeña, es más probable que puedan permitirse una casa más cercana al núcleo urbano de su ciudad y que esté mejor ubicada. Dependiendo de dónde trabajen o dónde deban desplazarse diariamente, esto puede ser una gran ventaja.

6.- Mudarse a una casa más pequeña = menor hipoteca. Nuestro consejo Mudanzas OCM es que si se mudan de una casa grande a una más pequeña, intenten mantener la cuota de su hipoteca. Con ello conseguirán acortar el plazo de amortización de la misma y se liberarán antes de esta obligación.

7.- Mudarse a una casa más pequeña = mayor funcionalidad. Los chalets en varias alturas son grandes y hermosos pero no siempre es cómodo pasarse el día subiendo y bajando escaleras, especialmente para las personas mayores. Existen alternativas de vivienda en una sola planta muy funcionales y prácticas que deben tenerse en cuenta.

Como curiosidad les dejamos esta información sobre la casa más pequeña del mundo; ¡muy funcional y sin trastos!

Lo último que queremos decirles es que desde Mudanzas OCM les trataremos con la máxima seriedad y profesionalidad, independientemente del tamaño de su casa; ¿a qué están esperando para llamar y pedir presupuesto?

El mercado de la vivienda; ¿momento para comprar?

mercado de la vivienda
¿Qué está pasando con el precio de vivienda? ¿Es buen momento para comprar? ¿Podré vender mi casa por fin? ¿Los bancos están concediendo hipotecas? ¿Dónde están subiendo más los precios? ¿Es verdad lo que dice la prensa? ¿Debemos hacer caso y lanzarnos a comprar una casa?

Muchas de estas preguntas se las estarán haciendo muchos de ustedes, sobre todo porque en las noticias escuchamos que “la crisis ha terminado” y que “el precio de la vivienda se está recuperando”. Si es cierto que los precios han tocado ya suelo, lo lógico sería comprar ahora, ¿no?

Desde Mudanzas OCM queremos exponerles los hechos de la manera más imparcial posible para que si han de tomar una decisión de compra (o venta) de una vivienda, por lo menos la tomen de una manera informada.

El mercado de la vivienda; algunas consideraciones

1.- En primer lugar, sepan que la evolución del mercado de la vivienda dependerá efectivamente de la marcha de la economía y todavía ha de confirmarse que España haya salido ya de la recesión. Ciertamente se ofrecen ya datos positivos de crecimiento pero hay que ser cautelosos y esperar a comprobar si la economía sigue creciendo a este ritmo a medio y largo plazo.

2.- En segundo lugar, tengan en cuenta que la agenda política y electoral del presente año 2015 podría afectar muy directamente a la hipotética recuperación y al mercado de la vivienda. Uno de los peores males para el crecimiento es la incertidumbre y las elecciones generan precisamente eso. Cuando la población siente miedo o expectación ante un cambio, puede volverse más conservadora en relación al consumo y dilatar sus decisiones de compra, lo cual frena la recuperación.

Parece existir consenso en que el precio de la vivienda aumentará a lo largo del 2015 y que lo hará hasta en un 2,5%. Hasta aquí, son buenas noticias, sobre todo por lo que supone para la economía. Tengamos en cuenta que el sector de la construcción es muy importante en España y que si se reanima el mercado de la vivienda, esto beneficiará a todos.

Ahora bien, cuando se habla de cifras de crecimiento del precio de la vivienda, muchas veces se habla de incrementos medios en el precio para todo el país, en lugar de dar las cifras por comunidades o provincias. Dependiendo de dónde vivan ustedes, los incrementos (o descensos) podrán variar mucho por lo que les recomendamos que no crean ciegamente las estadísticas ofrecidas por los medios de comunicación sobre el mercado de la vivienda.

3.- En tercer lugar, sí parece que es posible acceder de nuevo a una hipoteca pero ya no es tan sencillo como antes. Los bancos son mucho más cautelosos en la concesión de crédito y más exigentes con sus criterios de solvencia, garantía y capacidad de pago.

Es muy probable también que cuando se dispongan a solicitar la hipoteca para una vivienda que tengan pensado comprar, el propio banco les ofrezca una vivienda alternativa de su propiedad, de las muchas viviendas que la banca se ha adjudicado durante los últimos años. Es una realidad que le será más fácil conseguir financiación para una vivienda del banco que para la vivienda de un tercero. Ténganlo en cuenta.

En posts posteriores seguiremos hablando sobre el mercado de la vivienda. Nuestra intención era simplemente darles algunas pinceladas sobre la situación actual.

Lo que sí quisiéramos decirles es que, independientemente de la evolución de los precios, han de meditar mucho las decisiones que tomen en este sentido. Existen muchas viviendas disponibles en el mercado y si no tienen una especial urgencia por comprar, no se apresuren a ello. Al contrario que en el año 2006, no existe hoy día escasez de viviendas por lo que no hagan caso de lo que le puedan decir los vendedores con los que se encuentren.

Ahora bien, del mismo modo que les decimos que no tengan prisa, también les decimos que si encuentran una vivienda que les gusta, la pueden pagar cómoda y sobradamente y el banco les concede la financiación, no lo piensen mucho tampoco. Al fin y al cabo, si la vivienda es para uso propio y planean vivir en ella durante muchos años, no importa tanto si el precio baja otro 1% o no.

Y recuerden que cuando hayan encontrado un nuevo hogar, ¡pueden confiar en Mudanzas OCM para ayudarles con la mudanza!

10 consejos para comprar una vivienda

Si están leyendo estas líneas es posible que estén pensando en cambiar de vivienda, lo cual quizás implique que han de vender la que ocupan hoy día y comprar una nueva casa en un barrio o zona diferente. Puede además que su mudanza implique que han de cambiar de población, comunidad o incluso de país.

Hoy nos queremos centrar en darles consejos para comprar una vivienda dentro de nuestro mismo país. En otra ocasión nos ocuparemos de las compras de vivienda en el extranjero y más adelante trataremos también lo relativo al mercado del alquiler.

¿Cómo comprar pues una vivienda y no morir en el intento? A continuación les damos algunas pistas y consejos para evitar que comprar una vivienda se convierta en una pesadilla.

consejos para comprar una vivienda

Consejos para comprar una vivienda

1.- Sepan en qué mercado se encuentran. Como muchos sabrán ya, el mercado inmobiliario español tocó techo en el año 2007. Durante los diez años anteriores los precios habían subido de manera exponencial y éstos no reflejaban el valor intrínseco de las viviendas. La oferta era escasa en relación con la demanda, era habitual comprar sobre plano y los bancos otorgaban hipotecas sin hacen muchas preguntas cuando se pedía dinero para comprar una vivienda.

La situación hoy ha cambiado diametralmente. Salvo contadas excepciones, existe sobreoferta de vivienda. Los precios han bajado mucho y es probable que lo sigan haciendo. Los bancos se han convertido en los mayores propietarios del país y los compradores tienen más poder de negociación del que tenían antes de la crisis.

Dependiendo de cuándo se decidan a comprar, tendrán más o menos posibilidad de negociar. Los vendedores serán más o menos flexibles con los precios. Intenten analizar y comprender en qué situación se encuentran.

2.- Sepan quiénes son sus interlocutores. Háganse a la idea de que muchas de las promotoras inmobiliarias existentes antaño han desparecido y hasta caído en el olvido. Una inmensa mayoría de los inmuebles disponibles está ahora en manos de las empresas comercializadoras de los bancos. Éstas son algunas de ellas:

Las inmobiliarias tradicionales siguen existiendo, por lo que tampoco debe perderlas de vista. Les dejamos también algunos nombres:

Y sí, también sobreviven bastantes promotoras de obra nueva, como por ejemplo:

3.- Empiecen buscando en Internet. Los bancos, las inmobiliarias, las promotoras y en general todos los vendedores del mercado suelen disponer en su página web de un buscador de vivienda mediante el que filtrar y acotar una búsqueda determinada. Ahora bien, les recomendamos acudan en primera instancia a un buscador generalista puesto que éstos incluirán normalmente las viviendas de todos los demás:

4.- Busquen después también a pie de calle. Tengan en cuenta que no todas las viviendas que están a la venta están anunciadas en la red. Si saben a qué zona quieren trasladarse, dense una vuelta andando, con el fin de detectar carteles de “se vende”. Esto le servirá además para hacerse una mejor idea del barrio y de los servicios existentes en el mismo.

5.- Hablen con el director de su sucursal. Aunque su función no es estrictamente la de venderles pisos, es probable que tenga información y que conozca la oferta inmobiliaria del banco. Si no les ha ofrecido ya la información, adelántense ustedes. Lo habitual es que cuenten con un catálogo con su oferta inmobiliaria.

Éste es buen momento para preguntar por las condiciones de una posible hipoteca y conocer hasta cuánto dinero les podrían financiar.

6.- Entren en las inmobiliarias que existan a pie de calle en la zona en la que están buscando. Normalmente dispondrán de una oferta muy localizada y es posible que allí les puedan ofrecer algo interesante. Pregunten por los precios en la zona y consigan toda la información que puedan.

7.- No tengan prisa y solamente miren. No se comprometan con nadie ni se apresuren a reservar o señalizar viviendas con pagos anticipados de cualquier tipo. Como les hemos indicado anteriormente, existe mucha oferta.

Tengan en cuenta que el poder de negociación lo tienen ahora los compradores. Esto quiere decir que los precios que vean son básicamente precios de salida. No sean tímidos llegado el momento de hacer ofertas agresivas a la baja.

8.- Elaboren una lista de por lo menos diez viviendas “candidatas” y clasifíquenlas en función del precio, superficie, características, etc. Esto les ayudará a seleccionar de manera objetiva y a reducir la lista hasta un máximo de tres viviendas.

9.- Hagan una oferta verbal para cada una de las tres viviendas finalistas. Como hemos señalado anteriormente, sean agresivos y oferten, como mínimo, un 25% por debajo del precio de salida marcado por el vendedor. Es importante que el vendedor sepa que tienen otras alternativas y que entienda que la compra dependerá mucho de lo flexible que sea el precio.

A partir de este momento y en función de las respuestas que reciban a sus ofertas, deberán decantarse por una de las tres candidatas. Nuestra recomendación es que dejen a un lado su orgullo y no se tomen la negociación de manera personal. Tengan en cuenta que están comprando algo para toda la vida (o casi) y que lo importante es conseguir una buena relación calidad-precio. No tengan en cuenta la simpatía o antipatía de sus interlocutores y céntrense en lo importante.

10.- Busquen asesoramiento legal, para comprobar la titularidad de la vivienda y para certificar los datos registrales de la misma. También será de vital importancia contar con un abogado para la redacción y firma de los acuerdos de compraventa. 

Si nos tuviéramos que quedar con uno de los 10 consejos les insistiríamos en que no tuvieran prisa. Si hay algo que no les convence de la compra, no se dejen llevar por lo que le pueda decir el vendedor, el intermediario o cualquier otra persona. Existen muchas viviendas disponibles y ya no aplica aquello que se decía tanto en 2007: “¡me los quitan de las manos!”

¿Y Ustedes? ¿Tienen pensado comprar una vivienda en el corto plazo? ¿Ya han empezado a mirar? Cuanto antes empiecen, mejor. De este modo no tendrán que tomar ninguna decisión apresurada.

Hasta la vista.

 

 

 

 

 

 

Cómo incrementar el valor de su casa en 9 sencillos pasos

Si estamos pensando en mudarnos, es posible que estemos en pleno proceso de venta de nuestra actual vivienda. Es por ello que queremos dedicar la entrada de hoy a ofrecerles algunos consejos sobre cómo incrementar el valor de su casa y hacerla más atractiva para los potenciales compradores.

Si ya ha vendido su casa y ya se ha trasladado a su nuevo hogar, no se preocupe. Estos consejos puede aplicarlos también a su nueva vivienda, haciéndola más agradable y acogedora.

Cómo incrementar el valor de su casa

1.- Concéntrese en la cocina

Si dispone de poco presupuesto y no puede invertir dinero en una reforma integral de su vivienda, concéntrese en la cocina. Esta estancia es uno de los puntos neurálgicos y puede hacer incrementar el valor de su casa en un 5%. Cambie los muebles o algunas partes de los mismos. Por ejemplo, puede cambiar las puertas de los armarios o los tiradores de las puertas. Quizá pueda cambiar la encimera por una nueva que haga lucir el conjunto mucho más. Échele imaginación.

2.- No olvide el aislamiento

Un buen aislamiento térmico hará que su vivienda sea más agradable en los momentos de mayor calor o frío del año, además de hacerla más atractiva para potenciales compradores. La instalación de carpintería tipo Climalit, toldos o persianas hará más fácil mantener una temperatura adecuada en cada estación del año.

3.- Refresce los baños

Estadísticamente, un baño nuevo no añadirá gran valor a su casa. Ahora bien, sí es recomendable invertir algo de dinero en mejorar pequeños detalles, tales como los apliques de pared, los toalleros o la alcachofa y mango de ducha. Unas mínimas pinceladas le darán un nuevo aire a esta estancia.

4.- Redecore

Es una de las maneras más fáciles de incrementar valor, especialmente si está buscando vender rápidamente. Una mano de pintura, siempre en colores neutros, ayudará mucho en nuestro objetivo. Es vital intentar despejar todas las estancias de trastos y procurar transmitir una sensación fresca y moderna.

5.- Trate el suelo

El suelo es uno de los primeros aspectos que valora cualquier comprador de una vivienda y hay que prestarle la necesaria atención. Si nuestro presupuesto no alcanza para renovar o cambiar el suelo, procuremos limpiarlo o tratarlo con los productos adecuados. Existen ceras y tratamientos para todo tipo de superficies, tanto si son de madera como si son cerámicos o porcelánicos. Por poco dinero podemos contratar también a un profesional que lije y barnice el parquet o que pula el terrazo.

6.- Cuide el jardín

Si su casa dispone de jardín, es fundamental dedicarle algo de tiempo. Cualquier interesado en comprar su vivienda se va a fijar en él por lo que merece la pena que invierta algo de esfuerzo en limpiar y desbrozar si fuera necesario. Compre algunas flores o plantas que alegren esta zona. Un jardín viste mucho y hará más atractiva su casa.

cómo incrementar el valor de su casa

7.- Limpie el garaje

Es habitual emplear la plaza de garaje para acumular trastos e incluso basura. Si su garaje es privativo y almacena cosas en él, procure ordenar todo y que no transmita un aspecto de suciedad o desorden. Si su plaza se encuentra en un garaje comunitario, tampoco hay excusa; intente barrer y limpiar la zona, en la medida de lo que pueda. También le recomendamos que su coche esté bien limpio el día que posibles compradores vayan a ver su casa.

8.- Encienda la cafetera

Éste es un viejo truco de los intermediarios inmobiliarios, pensado para el mismo día en que alguien visita nuestra casa interesándose por ella. Se recomienda encender la cafetera para que la casa huela a café recién hecho. Con ello conseguimos transmitir una sensación de “hogar” que puede hacer más receptivos a los potenciales compradores cuando estén inspeccionado la vivienda. Sirve además como excusa para que después de la inspección tomen todos un café e intercambien impresiones sobre la casa, el barrio, etc.

9.- Búsquese un abogado del diablo

Por último le queremos dar un consejo especial Mudanzas OCM; pida a un amigo o familiar que vaya a su casa a buscar todos los defectos posibles, simulando incluso ser un potencial comprador. Puede que existen aspectos de la casa que para nosotros pasan desapercibidos pero que para unos ojos “frescos” sean más fáciles de detectar.

Hasta aquí nuestra crónica de hoy. Esperamos que se hayan dado cuenta de que invirtiendo muy poco dinero pueden conseguir incrementar el valor de su casa significativamente. Ahora bien, si van a recibir muchos potenciales clientes un mismo día, ¡recomendamos tomen café descafeinado!

¿Y Ustedes? ¿Tienen alguna idea o truco para incrementar el valor de su casa y que puedan compartir con nosotros?