Desde pequeños portes hasta grandes mudanzas

Mudanzas OCM es una empresa flexible y adaptable, capacitada para realizar cualquier tipo de mudanza. Desde pequeños portes hasta grandes mudanzas, no hay cliente pequeño ni cliente demasiado grande para nuestra empresa. Entendemos que las necesidades de nuestros clientes pueden ser muy diversas y, en consecuencia, ofrecemos un rango de servicios amplio, concebido para atender cualquier requerimiento.

portes y mudanzas

Portes locales y mudanzas internacionales

Porque en ocasiones se nos solicita el traslado de un objeto aislado, como puede ser un electrodoméstico, o un piano, o un cuadro. Lo realizamos sin ningún problema. Y porque en ocasiones se nos pide hacer el traslado integral de una vivienda, desde España hasta un país muy alejado de nuestras fronteras. Tampoco supone un problema. Los portes pequeños y los traslados internacionales son el pan nuestro de cada día.

¿Cómo conseguimos atender las necesidades específicas de clientes tan diferentes? Lo cierto es que no hay grandes secretos. La clave reside en esforzarnos al máximo en todos los casos, independientemente del volumen de los portes o las mudanzas a realizar.

Si a ello añadimos que contamos con los operarios más cualificados y con la flota de vehículos más moderna, es fácil entender por qué Mudanzas OCM es la empresa líder en portes y mudanzas. Nuestros elevadores por fachada agilizan cualquier traslado, llevando tus muebles y pertenencias hasta grandes alturas, sin riesgo de sufrir daños. No hará falta usar el ascensor, ni las escaleras. Todo puede entrar y/o salir fácilmente de tu vivienda por la fachada.

Nuestros operarios son de la máxima cualificación. Acumulan años de experiencia y su vocación principal es la de resolver tus problemas. Puedes confiar tus portes y grandes mudanzas a nuestro equipo de trabajadores; nunca defraudan.

Si quieres ampliar información sobre portes y mudanzas, emplea el formulario del lateral derecho de esta página para ello. Estaremos encantados de proporcionarte la información que necesitas.

Los beneficios de mudarse a una casa más pequeña

mudarse a una casa más pequeña

Parece que cuando uno progresa en la vida, las circunstancias le obligan a mudarse a casas cada vez mayores, bien sea para guardar y proteger todas las posesiones materiales que vamos adquiriendo, bien sea para dar cabida a una familia que inevitablemente ha crecido. No olvidemos tampoco que la tenencia de ciertos animales de compañía implica también una asignación de espacio para el uso y disfrute de éstos.

Es por ello que poseer una “gran casa” es muchas veces sinónimo de éxito o riqueza y ciertamente esta correlación se dará en muchas ocasiones pero no tiene por qué ser el caso siempre.

Existen muchas personas y familias que optan por mudarse a una casa más pequeña y esto no siempre quiere decir que se estén “apretando el cinturón”, aunque lo cierto es que una vivienda más pequeña siempre llevará aparejado un menor coste en términos relativos.

Hoy queremos exponer algunos de los beneficios de mudarse a una casa más pequeña para que lo valoren y lo tengan por lo menos en cuenta el día que se estén planteando un cambio de vivienda.

Beneficios de mudarse a una casa más pequeña

1.- Mudarse a una casa más pequeña = más tiempo libre. Cuanto menos tiempo dediquen a limpiar, más tiempo libre tendrán para dedicar a otros asuntos. Evidentemente, una casa más pequeña requerirá menos tiempo para limpiarla. No creemos que esto necesite mucha más explicación.

2.- Mudarse a una casa más pequeña = menos trastos. Cuanto más pequeña sea la casa, menos trastos acumulará. Con el espacio sucede lo mismo que sucede con el dinero en ocasiones; “tanto tienes, tanto gastas”. Si su casa es grande y dispone de mucho espacio, será más difícil desprendernos de los muebles y enseres viejos dado que los podremos almacenar “sin coste”. En una casa pequeña tendremos sólo lo imprescindible y no habrá lugar para los trastos viejos.

3.- Mudarse a una casa más pequeña = facturas menos abultadas. En una casa de menor tamaño las facturas de suministros como la electricidad o el gas serán también menores, como no puede ser de otra manera. Otra ventaja es que una casa pequeña necesitará una menor inversión en aislamiento térmico y esto redundará también en beneficio de un menor coste general.

4.- Mudarse a una casa más pequeña = menor mantenimiento. Si les gusta hacer el mantenimiento ustedes mismos, una casa pequeña hará los trabajos más asumibles y es en general más agradecida. Los pequeños cambios que hagamos serán además más visibles.

5.- Mudarse a una casa más pequeña = reducción de tiempos de desplazamiento. Si se plantean vivir en una casa más pequeña, es más probable que puedan permitirse una casa más cercana al núcleo urbano de su ciudad y que esté mejor ubicada. Dependiendo de dónde trabajen o dónde deban desplazarse diariamente, esto puede ser una gran ventaja.

6.- Mudarse a una casa más pequeña = menor hipoteca. Nuestro consejo Mudanzas OCM es que si se mudan de una casa grande a una más pequeña, intenten mantener la cuota de su hipoteca. Con ello conseguirán acortar el plazo de amortización de la misma y se liberarán antes de esta obligación.

7.- Mudarse a una casa más pequeña = mayor funcionalidad. Los chalets en varias alturas son grandes y hermosos pero no siempre es cómodo pasarse el día subiendo y bajando escaleras, especialmente para las personas mayores. Existen alternativas de vivienda en una sola planta muy funcionales y prácticas que deben tenerse en cuenta.

Como curiosidad les dejamos esta información sobre la casa más pequeña del mundo; ¡muy funcional y sin trastos!

Lo último que queremos decirles es que desde Mudanzas OCM les trataremos con la máxima seriedad y profesionalidad, independientemente del tamaño de su casa; ¿a qué están esperando para llamar y pedir presupuesto?